Abstract

El cambio climático antrópico, cuya manifestación más visible es el calentamiento global, ha producido un significativo aumento de la temperatura del planeta. Además, el calentamiento conlleva un aumento de la frecuencia, duración e intensidad de las olas de calor. Durante ellas en los centros de las ciudades a las elevadas temperaturas se suma el plus de la isla de calor, una anomalía térmica positiva localizada en ellos por contraste con sus periferias. El resultado en las ciudades mediterráneas son temperaturas mínimas muy elevadas, superiores incluso a 25ºC, que ocasionan un aumento de la morbilidad y la mortalidad en ancianos y personas con enfermedades crónicas y pobreza energética.

Back to Top

Document information

Published on 21/12/17
Submitted on 02/12/17

Licence: CC BY-NC-SA license

Document Score

0

Views 14
Recommendations 0

Share this document